Después de la casa, un coche será la compra más cara que hagamos a lo largo de nuestra vida. Es por ello, que esta adquisición tiene unas características especiales. Además, se trata de un bien de larga duración, por lo que habrá que asumir una serie de gastos mientras esté en nuestro poder para garantizar su correcto funcionamiento.

 

Por estos motivos, nos tomamos gran tiempo para pensar mucho en nuestro futuro vehículo. La relación que establecemos con él es digna de analizar. En De Compras BBVA lo hemos hecho. Aquí os mostramos los ciclos por los que pasaremos al estrenar coche. ¿Reconocéis alguno?

1. El primer trayecto que hagamos será una mezcla de miedo, asombro y emoción.

2. Costará mucho dejarlo aparcado en la calle por primera vez.

3. Haremos trayectos totalmente innecesarios con tal de usarlo.

4. Quedará prohibido comer, fumar o cualquier tipo de actividad que conlleve suciedad dentro del coche.

5. ¡Niños NO!

6. La limpieza y el mantenimiento del vehículo serán nuestra obsesión. Nos descubriremos a nosotros mismos limpiando el coche a mano con un trapo especial para no dañar la pintura, y por supuesto miraremos con cara de odio a todo aquel que se atreva a mancharnos las alfombrillas.

7. Nuestro coche nuevo NO se presta.

8. Nos dolerán en el alma cada uno de los pequeños arañazos que vaya teniendo que, por supuesto, recordaremos a la perfección.

9. Evitaremos las carreteras complicadas que puedan dañar nuestras ruedas. No debemos olvidar que quedará descartado derrapar, frenar de golpe o no cumplir la distancia de seguridad.

10. Temeremos constantemente por las acciones de los demás conductores.

11. No se llevará a nadie que vaya muy bebido.

12. Lo cuidaremos más que a nuestras propias parejas.

Si quieres experimentar todas estas etapas, compra tu coche seminuevo GARANTIZADO con De Compras BBVA y… ¡Vuelve a tener ganas de hacer kilómetros!